Capacitación y confianza, únicos requisitos para trabajar en comercio exterior

El director de Técnica de la Importación y de la Exportación, Enrique Ferraro, enfatizó que el comercio exterior es “simple” pero hace falta que los contadores “se capaciten y adquieran confianza”.

En esta entrevista, Ferraro habla sobre este tema y muchos otros: su trayectoria profesional, su relación con Aplicación Tributaria S.A. y sus expectativas con respecto a la revista.

¿A qué profesionales apunta la publicación?

La revista apunta a contadores o profesionales que trabajan en el ámbito del comercio exterior pero que no tienen ninguna especialización en ese ámbito. Muchas veces pasa que los contadores no tienen toda la información sobre exportación e importación que sus clientes les requieren.

¿Cuál es su función como director de la publicación?

En primer lugar, selecciono los artículos siguiendo la línea editorial fijada por la Directora Editorial, Dra. Silvia R. Grenabuena. Además, me ocupo de elaborar un análisis mensual de comercio exterior que incluye todas las novedades técnicas. La idea es brindar datos útiles y actualizados en relación a los últimos cambios que se produjeron a nivel normativo y legal.

¿Cómo es su relación con los colaboradores?

Estamos en permanente contacto. Acordamos los temas que serán abordados en el próximo número y los distribuimos según la especialidad y la preferencia de cada uno de los colaboradores. Siempre tratamos de abordar los artículos desde el enfoque teórico y práctico. ¿Qué expectativas tiene con respecto a la revista?

La revista va a ir creciendo en la medida en que los contadores se animen a afrontar este nuevo desafío. Es necesario que se capaciten y que entiendan que el comercio exterior es simple. Dentro de un tiempo, a los profesionales que no se manejen en este ámbito les puede pasar lo mismo que les sucedió a los contadores que no sabían computación o ignoraban como mandar una declaración por Internet, es decir, que si no se actualizan podrían quedar afuera del mercado. ¿Cuáles son las ventajas de especializarse en comercio exterior?

Los contadores especializados en este ámbito tienen mayores posibilidades de conservar a sus clientes ya que pueden brindarle un plus de información sobre el mercado internacional.

¿A qué responde la inclusión de la sección de Oportunidades de Negocios?

Esta sección apunta a que el contador conozca las demandas de productos que hay en el exterior. Además, le brindamos información adicional acerca de la posición arancelaria de la mercadería requerida, los derechos de exportación que deberán pagar, los reintegros que podrán percibir y las intervenciones y certificaciones que son necesarias previamente.

¿Qué lugar ocupa el mercado argentino en el contexto mundial?

En la Argentina sucede lo mismo que en la mayoría de los países emergentes: exportamos materia prima e importamos productos elaborados. No tenemos un proyecto de país y, en consecuencia, dependemos de los precios internacionales, de mantener un dólar alto, de las condiciones climáticas y de que los demás países no tengan una superproducción que perjudique a los productos argentinos.

¿Considera que Argentina es segura jurídicamente?

No, porque no hay reglas claras. Mientras que una comitiva argentina estaba en España para promocionar nuestras carnes, el gobierno nacional prohibió la exportación de esos productos. Esa falta de seguridad jurídica provoca que los empresarios prefieran proyectos a corto plazo, de altas ganancias y fácil de desmontar. Nada que perdure en el tiempo.

¿Cuál es el rol del Estado en relación a fomentar la exportación?

Las empresas están exportando a puro pulmón. A pesar de la propaganda política de ayuda financiera, la realidad es que a los empresarios les resulta imposible acceder a créditos bancarios. No todas las empresas tienen el perfil de grandes industrias exportadoras. Tengamos en cuenta que llegar a exportar lleva mucho tiempo y esfuerzo: conseguir mercados, reacondicionar la empresa y mejorar la calidad, entre otros puntos importantes.